Exiting 2020

 

Podemos tomarlo en chiste o en serio.

Pero, sin duda, 2020 ofrece particularidades que están generando cambios dramáticos en la vida personal y en el desarrollo de las empresas.

Uno de esos cambios está relacionado con la aceleración del proceso de retiro de los actuales titulares de las empresas Pymes.

Pero… qué significa retirarse en 2020?

Históricamente, una de las alternativas era vender la empresa. Sin embargo, en este momento parece muy difícil encontrar un comprador que pague lo que la empresa realmente vale.

Por lo tanto, es necesario investigar otras alternativas:

  • Hay miembros de la familia dispuestos a tomar las riendas de la empresa?.
  • Hay empleados de confianza en condiciones de hacerse cargo?.

 

Este es el momento de definir el Exiting:

“es el Proceso a través del cual el propietario de una empresa, negocio u organización profesional establece sus objetivos para retirarse, y ejecuta efectivamente su retiro, tomando en cuenta los aspectos:

Económicos

Financieros

Legales

Impositivos

De liderazgo de la empresa

Y su propio proceso emocional

 

El último punto de la definición aparece en negrita, porque resulta clave para que todo lo demás se haga realidad.

Porque si el empresario no está en condiciones emocionales de aceptar el cambio, cualquier intento de planificar y ejecutar va a quedar en la nada, y, al contrario, se va a convertir en una experiencia frustrante.

 

 

Palabras para no salir

Hay palabras que están incorporadas en nuestra cultura, y que nos llevan a olvidarnos de este proceso:

  • De aquí me van a sacar con los pies para adelante.
  • Yo voy a morir con las botas puestas
  • Después de mí, el Diluvio.
  • Yo no trabajo full time; yo trabajo full life.

También están aquellas ideas de que “nadie puede hacer las cosas como yo”; “yo tengo la empresa en la cabeza”…y así indefinidamente.

El problema es que el tiempo pasa y no vuelve…y esto significa, muchas veces, afectar la calidad de vida, propia y de la familia, por no hacer un cambio a tiempo.


Beneficios del Exiting.

Sin embargo, la organización empresarial se va a beneficiar de la renovación. Porque la salida del Fundador implica, también, la preparación y la llegada de personas con nuevos pensamientos y nuevos estilos. Y la clave está en compatibilizarlos, en lugar de enfrentarlos.

Recordemos que:

El retiro no es un evento, sino un proceso, que tiene un punto de inicio, un desarrollo y un momento de culminación.

No es proceso individual, sino interrelacionado con otros (la organización, la familia).

 

 

Dudas y más dudas

 El empresario ya está casi convencido de que debe encarar este proceso.

Sin embargo, algunas dudas le quitan el sueño:

  • Qué va a pasar con mis proyectos si no estoy ahí para defenderlos?
  • Qué va a pasar con mis finanzas, si no tengo a la empresa como respaldo? (acaso existe alguna inversión realmente segura?
  • Y si los que vienen no saben manejar la empresa?
  • Qué voy a hacer con mi tiempo libre?

Así definía Einstein la locura: “hacer las mismas cosas, y esperar resultados diferentes”.

Para no incurrir en ese error, es imprescindible que el empresario recurra a consultores especializados en la materia, que lo ayudarán a encontrar las mejores soluciones para su caso específico.

 

 

 

 

Recomendar a un amigo:

Leonardo J. Glikin

Es abogado, consultor en Planificación Patrimonial y Sucesoria en empresa y familia y conferencista internacional. Dirige CAPS Consultores.

Deja una respuesta